Cómo reparar una ventana de madera

Descubrí como repara ventanas de madera. Incluso las ventanas de madera de alta calidad pueden pudrirse o desarrollar problemas con el tiempo. 

Las reparaciones con ventanas del hogar se reducen a dos grupos básicos:

1) solucionar problemas con marcos de ventanas y marcos, y

2) reemplazar o reparar el vidrio de la ventana. 

En este artículo, analizamos los problemas de marco de ventana y marco. 

Para ser claros, el marco de la ventana es la parte de una ventana que sostiene el vidrio, puede tener una hoja fija u operativa.

Ambos tipos pueden tener problemas pero, por supuesto, las ventanas operables pueden tener problemas adicionales con sus mecanismos. Las ventanas operables generalmente funcionan de manera confiable durante años, pero, con el tiempo, su funcionamiento puede volverse inestable.

Las ventanas hechas de metal o materiales compuestos tienen menos problemas creados por el clima que las ventanas de madera, porque la madera es propensa a pudrirse con la exposición prolongada a la humedad y puede agrietarse con la exposición al sol. La madera también es deliciosa para las termitas.

Cuando las ventanas ya están dañadas, debemos actuar lo antes posible para impedir que el daño avance y destruya completamente la madera.

Cuando un marco de madera ha sufrido graves abusos del clima, lo que ha resultado en pudrición, puede usar un relleno de madera epoxi, para reparar el área. (Si se ven afectadas grandes áreas, hable con un carpintero acerca de cortar y reemplazar secciones de la madera o de toda la hoja). 

Pasos para reparar ventana de madera podrida o rajada

Desmontamos las hojas de la ventana y procedemos a lijar la pintura de las hojas y del marco, hasta dejar la madera descubierta, entonces podremos observar claramente el deterioro de la ventana y de acuerdo al grado del mismo, repararemos las partes dañadas.

Use un cincel para desalojar la mayoría de la madera suelta y podrida. Taladre unos agujeros de 1/4 de pulgada en la madera dañada. Remoje toda el área podrida con “consolidante” epóxico líquido para transformar el área en una base sólida para el relleno. Deje que la madera lo absorba durante unos cinco minutos y luego vuelva a aplicarlo, espere y vuelva a aplicarlo hasta que la madera deje de aceptar el consolidante.

En el caso de arañazos o magulladuras, es muy sencillo repararlas con un poco de masilla plástica, que recubriremos con pasta de madera para que no se note el relleno. La pasta de madera se prepara con cola vinílica y aserrín. Dejamos secar bien y luego lijamos hasta nivelar con el resto de la superficie de la ventana.

Barnizamos o pintamos a gusto.

Deja un comentario